-

Enlaces Patrocinados

LETANIA A LA VIRGEN MARIA

| miércoles, 13 de marzo de 2013



María Purísima,
Esperanza nuestra sálvanos.

Escogida del Eterno Padre, para su Hija,
Esperanza nuestra sálvanos.

Amada del Hijo, para Madre suya,
Esperanza nuestra sálvanos.

Adorada del Espíritu Divino por su Esposa,
Esperanza nuestra sálvanos.

Retrato que engrandece el ser Divino,
Esperanza nuestra sálvanos.

Abismo de purezas,
Esperanza nuestra sálvanos.

Madre divina del amor hermoso,
Esperanza nuestra sálvanos.

Árbol fecundo cuyo fruto es Cristo,
Esperanza nuestra sálvanos.

Arca de los tesoros celestiales,
Esperanza nuestra sálvanos.

Arcaduz que nos lleva a Jesucristo,
Esperanza nuestra sálvanos.

Aurora que nos diste al Sol Divino,
Esperanza nuestra sálvanos.

Alegría de los Predestinados,
Esperanza nuestra sálvanos.

Amparo único de todos los mortales,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por tu Concepción pura y divina,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por tu Natividad tan deseada,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por la embajada feliz que te dio el Ángel,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por los deseos de ver a tu hijo,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por la alegría de verle ya adorado,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por el dolor de verle ya escarnecido,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por la pena de verlo muerto,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por el regocijo de verlo ya resucitado,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por la gran caridad con que nos amas,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por tu humildad y tus demás virtudes,
Esperanza nuestra sálvanos.

Por tu virginidad y tu gran pureza,
Esperanza nuestra salvanos.

Así mi corazón siempre te busque.
Esperanza nuestra sálvanos.

Así mi memoria no te olvide,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así mi entendimiento te conozca,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así mi voluntad siempre te ame,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así viva con miedo de agraviarte,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así tú me enseñes y corrijas,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así mi pecho sea tu trono,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así en tus pies halle mi descanso,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así tú me ampares en la muerte,
Esperanza nuestra sálvanos.

Así seas toda mi esperanza,
Esperanza nuestra sálvanos.


Oración:

Rogámoste piadosísima Madre,
que logremos la suerte
de la esperanza de tu nombre;
para que confiados,
nuestros ruegos,
merezcan tu favor,
para vivir como quisiéramos
en la hora de la muerte haber vivido,
y acabar en paz.

Amén

(30 de octubre de 1708)
 

Aprobado por Antonio Guillestigui,
de la Compañía de Jesús

 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Next Prev
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
▲Top▲