-

Enlaces Patrocinados

REFLEXIÓN Y ORACIÓN PARA EL 1 DE DICIEMBRE

| sábado, 1 de diciembre de 2012
Dice tu Angel hoy:
 
En el momento que Jesús se iba para reunirse con su Padre, los discípulos creían todavía que el Señor resucitado restablecería el reino de Israel.
 
En respuesta a su absurda e irrisoria demanda, Jesús les anuncia la venida del Espíritu Santo, y les dice que Él les aclarará sus dudas sobre su misión y su servicio. Su misión, que es la de todos los discípulos que tenían que venir, es decir, la tuya también, es la de ser su testigo por todos los sitios del mundo.
 
Y esta misión continuará hasta la vuelta del Señor en la gloria. ¡Qué sencillas son estas cosas!
 
Así pues, di a tus hermanos que no piensen tanto en ello: la Buena Nueva es trasparente como el agua de la fuente.
 
 
 
 
 
ORACIÓN PARA PEDIR PROTECCIÓN
AL ANGEL DE LA GUARDA



Querido Angel de la Guarda,
por la misericordia de Dios
me has sido dado para que seas
fiel compañero de mi destierro en este mundo.

Te honro y amo como amigo devoto
a quien Dios ha encomendado
el cuidado de mi alma inmortal.

Te doy gracias de todo corazón
por tu amor y constante cuidado de mí.

Queridísimo amigo-Angel,
te pido me guardes
y protejas a mí, pobre pecador.

Guíame por el camino de la vida.

Amonéstame contra cualquier ocasión de pecado,
llena mi alma de saludables pensamientos
y decidido ánimo de practicar la virtud.

Intercede para que yo participe de tu ardiente celo
en el servicio de Dios
y con devoción ame su divina voluntad.

Perdóname querido ángel por haber menospreciado
con tanta frecuencia tus consejos y
no haber hecho caso de tus inspiraciones.

Procuraré en lo futuro obedecerte
con decisión y fidelidad.

Tú sabes lo que vale mi alma a los ojos de Dios.

No me permitas olvidar que fue redimida
por la preciosa Sangre de nuestro Señor Jesucristo.

Que ninguna mancha de pecado desfigure
la belleza de mi alma, ningún mal pensamiento
o acción me prive de la dignidad de hijo de Dios.

No permitas que sirva de escándalo,
ni sea ocasión de pecado para otros
destruyendo así la obra que Cristo
ha realizado en sus almas
con su dolorosísima Pasión y Muerte.

Querido Angel Guardián,
haz que yo disfrute de tu protección
en este peligroso comino de la vida
hasta alcanzar mi eterno hogar en el Cielo donde,
en unión contigo y los demás Angeles y Santos,
alabe para siempre la misericordia
que Dios tiene conmigo.


Amén.


 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Next Prev
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
▲Top▲